Francisco Martín Moreno: La ignorancia, el primer enemigo de la democracia

Para la celebración del IV Foro de MéXXico Libre de Corrupción, Francisco Martín Moreno impartió su conferencia titulada: “La Corrupción en la historia de México y en el futuro”.

Carlos Rodríguez Abbud | Mayo 2017

Para la celebración del IV Foro de MéXXico Libre de Corrupción, se contó con la presencia de Francisco Martín Moreno, reconocido autor y cronista mexicano, quien trajo a los presentes su conferencia titulada: “La Corrupción en la historia de México y en el futuro”.

El escritor comenzó su charla relatando una plática que sostuvo con Mario Moreno (Cantinflas), este le contaba cómo en México no pasaba nada, hasta que pasaba y que cuando pasaba, todo mundo decía: “Claro, tenía que pasar” y entonces fusilábamos a los políticos y al gobierno, los quemamos en la plaza central porque nosotros como sociedad no podemos aceptar que somos parte de la situación.

¿De dónde proviene entonces la corrupción? Martín Moreno propone una ecuación muy sencilla: A mayor desarrollo democrático, mayor el avance en el Estado de derecho, de la falta de ambos se origina la corrupción en un país. Recapitulando el contexto histórico de México, podemos observar como los gobiernos que han administrado nuestro país (desde su nacimiento) nunca han dado libertad al desarrollo democrático.

Comenzando por la conquista del imperio azteca, se instaló un sistema político controlado siempre por un solo caudillo, (emperador, dictador o presidente) que pretendía liberar el proceso democrático para solo darle “atole con el dedo” al pueblo, controlar el poder y así, obstaculizar cualquier esfuerzo para crear una verdadera democracia.

Sería hasta 1997, cuando Ernesto Zedillo pierde control del Congreso de la República y comienza la alternancia política con su sucesor, Vicente Fox, que se daría un comienzo a la auténtica democracia. Tomando este dato como referencia, la democracia de nuestro país es joven, menor a 20 años, 500 años ha vivido nuestro país en un estanque donde se dio vida a patógenos, parasitos y otros bichos que en conjunto dieron origen a la corrupción.

El nacimiento del Sistema Nacional Anticorrupción es un primer paso en un viaje largo para crear un legítimo Estado de derecho, mientras no se insista en una democracia real y salvemos al país del secuestro de los partidos políticos, no se puede hacer nada. Pero México está despierto y consciente, estamos habilitados por el auge tecnológico, comunicados por millones de aparatos celulares y computadoras en un espacio donde la tecnología es cada vez es más accesible para todos.

Hace 20 años no existía un conocimiento común de escándalos de corrupción como la “Casa Blanca” de Peña Nieto, mucho menos se sabía el nombre del gobernador de Veracruz y sus intenciones políticas.

Para Francisco Martín Moreno esta es la respuesta: la lucha civil contra la ignorancia. Históricamente se le ha puesto un obstáculo a la educación, desde tiempos de la conquista, donde las escuelas fueron reemplazados por iglesias, la gente no leía, y aunque existieran periódicos, no había quien los leyera.

El día de hoy la educación comienza con el ejemplo dado por nuestros padres en casa, este es el primer campo de batalla contra la corrupción. Debemos establecer una revolución ética y educativa en México, esto es el primer paso en la construcción de un Estado de derecho, democrático, civil y más que nada fuerte y auténtico.